Remedios Caseros, Recetas, Tecnología y mucho más

Como Hacer Una Escalera De Madera En Solo 3 Pasos!

Una escalera viene siendo un componente esencial en cualquier tipo de proyecto de construcción de dos plantas. Tal elemento se construye a partir de tres principales componentes los cuales son: pasos, largueros y contrapasos. Los largueros vienen siendo los maderos de 2×12 pulgadas que cargan el peso de las personas en tanto caminan por la escalera, los pasos se caracterizan por ser los zócalos de la zona superior (que es donde pisas), y los contrapasos son los que están puestos de manera perpendicular debajo de cada paso. Sigue leyendo y aprende con nosotros como hacer una escalera de madera.

Con esta información, te aseguro que estarás listo para comenzar a construir escaleras tú mismo. A continuación, procede a chequear el paso 1 y de ese modo obtener una guía bastante detallada acerca de cómo lograr hacer que el proyecto de hacer escaleras pase de las ideas a una realidad.

Como hacer una escalera de madera.

escalera de madera

Interesante artículo: 6 Pasos Para Instalar Un Detector De Monóxido De Carbono!

1- Debes tomar las medidas preliminares.

Tienes que medir la altura del área donde vas a disponer la  instalación de la escalera, a esta medida también se le denomina elevación total. Si no proyectas hacer que el paso final esté a la misma altura que el área donde comienza la escalera (por ejemplo el piso, el tope de la puerta, entre otras cosas.), trata de asegurar la consideración de tal espacio en la toma de medidas. Además, debes asegurarte de medir de extremo a extremo.

Debes dividir la elevación total altura/ contrapaso del peldaño.

El resultado va ser igual al número total de peldaños que habrá en la escalera. La altura típica del contrapaso de cada uno de los peldaños es de más o menos 18 centímetros (que son 7 pulgadas), aunque es probable que utilices una altura distinta en la construcción final del proyecto (a continuación, te estaremos proporcionamos una regla práctica). Si es de es de 241 centímetros (o sea 95 pulgadas) la elevación total entonces procede a dividirla por 18 centímetros (o sea por 17 pulgadas); el resultado va a ser 13, 37 centímetros. Redondea hacia abajo y de ese modo vas a obtener el número de peldaños, que son 13.

La regla práctica tanto para los pasos como para los contrapasos es que la suma de ambos tiene que estar dentro del rango de 40 a 45 centímetros (o sea de 16 a 18 pulgadas). Entonces, si la altura del contrapaso viene siendo igual a 18 centímetros, el largo del paso tiene que medir entre 22 y 27 centímetros (que son de 9 a 11 pulgadas). De tal modo, los pasos van a tener la medida suficiente para que un pie (explícitamente de largo promedio) logre caber cómodamente y, además, la altura va a ser la adecuada y generará que pisar sobre los peldaños sea mucho más simple.

Obtén la altura de cada uno de los contrapasos.

Tiene que dividir la elevación total entre el número de peldaños y de ese modo obtener la verdadera altura de cada uno de los contrapasos. Para seguir con el ejemplo, trata de dividir 241 centímetros (que son 95 pulgadas) entre 13, que es el número de peldaños; el resultado tendría que ser 18, 5 centímetros (que son entre 7 y 5/16 pulgadas). Sobre los largueros, cada uno de los peldaños tendrá una atura de 18, 5 centímetros.

Obtén el largo total de tu escalera.

Debes determinar el largo de cada uno de los peldaños y de ese modo obtendrás el largo total de la escalera. El largo de cada uno de los peldaños no debe ser menor a 23 centímetros (o sea 9 pulgadas) y, siendo realistas, debe ser de al menos 25 centímetros (que son 10 pulgadas). Procede a multiplicar el número total de peldaños por el largo de cada uno de los peldaños: 13 peldaños en total por 25 centímetros = 325 centímetros (o sea 130 pulgadas), el largo total. El largo total viene siendo la distancia horizontal que hay entre el comienzo y el final de la escalera. En nuestro ejemplo posible, el largo total es de 325 centímetros (que son 130 pulgadas).

Si piensas construir una escalera que sea larga, existe la probabilidad que tengas que colocar rellanos cada cierto tramo. Ya que las tablas más largas que logres hallar, y que son adecuadas para este tipo de proyecto, son de más o menos 4, 8 metros (que equivale a 16 pies), es muy seguro que te quedes sin material mas o menos antes de 14 peldaños. No obstante, bien podrias poner rellanos en tramos más cortos, eso si así tú lo prefieres. Si llegas a colocar rellanos en la escalera, trata de considerar cada tramo de la escalera como una mini escalera, ello te va a ayudar con los siguientes pasos.

Pon la longitud de los largueros.

Los largueros vienen siendo piezas de madera que van de manera diagonal debajo del ancho de los peldaños y de ese modo poder soportarlos. Los peldaños se va a encontrar unidos finalmente a tal pieza. Disponte a determinar su longitud de la misma manera en la que encuentras la hipotenusa de un triángulo en una clase de geometría:

Procede a multiplica el largo por sí mismo (en otras palabras, debes elevar el largo al cuadrado), multiplica además la altura por sí misma (o sea altura al cuadrado) y seguido suma los dos resultados. Finalmente, halla la raíz cuadrada de tal suma.

√ ((325 x 325) + (241 x 241)) = 405 centímetros (que son 161 pulgadas).

Forma en que vas a unir la escalera.

Debes definir la manera en la que piensas unir tu escalera a la estructura ya existente. Si la escalera se va a quedar al nivel de la cara vertical de la estructura, solamente tienes que buscar lugares para unir de manera directa los largueros con la estructura existente o bien puedes añadir soportes los cuales conectarán los largueros con la estructura ya existente. Aunque, respecto a como hacer una escalera de madera, debes saber que si la escalera no quedará finalmente al nivel de la estructura ya existente (por ejemplo, si esta se uniera a una superficie ya saliente), debes asegúrate de construir un sistema de apoyo secundario o de modificar por consiguiente la zona superior de tus largueros.

Si la escalera se procediera a montar debajo de una superficie que sea saliente, debes asegurarte de que el peldaño superior no se encuentre al nivel de la zona superior de la estructura, ello te va a simplificar el proceso.

Determinar cuántos largueros se necesitan.

Para evitar que se hundan los peldaños o que los mismos se doblen cuando pises en ellos, una escalera ancha va a necesitar muchos largueros debajo para lograr soportar el peso de una manera uniforme. Por razones de seguridad, los largueros tienen que poseer una separación de entre 40 centímetros (que son 16 pulgadas) a 122 centímetros (que son 4 pies). Es posible que una escalera que sea muy estrecha tenga solamente dos largueros, aunque lo mejor es iniciar con tres e ir aumentando el número de largueros según sea pertinente.

Casi siempre es preferible una escalera que sea ancha que una que por el contrario sea estrecha, ya que es más simple y también más cómodo caminar sobre ella. Si es posible, selecciona un espacio amplio para tu escalera y piensa en utilizar al menos de tres a cuatro largueros.

2- Cortar los largueros.

Consigue un madero (o sea una tabla de madera) que se a lo suficientemente largo, de 5 x 30 centímetros (2 x 12 pulgadas). Aún no lo vayas a cortar a medida; va a quedar inclinado en un ángulo que depende de la altura y de la profundidad de sus peldaños. Además, los extremos van a tener que modificarse.

Debes marcar la altura y la profundidad de cada peldaño.

En una escuadra de carpintero, procede a marcar la altura y la profundidad de los peldaños. En nuestro ejemplo, va a tener que marcar la escuadra en 18, 5 centímetros (o sea entre 7 y 5/16 pulgadas) en un lado y 25 centímetros (que son 10 pulgadas) en el otro. Debes asegurarte en saber a qué lado corresponde la altura y a qué lado corresponde a la profundidad para no vayas a dañar las medidas.

Angulo total.

Debes modificar la zona superior del larguero y de ese modo considerar el ángulo total. Este ángulo va a depender del tamaño de los peldaños. Eso si es necesario, debes tratar de considerar cualquier la modificación (por ejemplo, el largo adicional al armar los largueros debajo de un saliente). Coloca la escuadra de carpintero sobre una de las esquinas de la madera. Pon el lado que marca la altura en alguno de los extremos del madero y el lado que está marcando la profundidad del peldaño en la zona del ancho.

Debes dibujar una línea que cruce el madero, que vaya desde la marca de altura del peldaño hasta la marca de la profundidad. Esta línea marca la zona superior horizontal del larguero. Marca la línea de tal manera que su longitud sea completamente equivalente a la profundidad de un peldaño. Comienza por el extremo de la línea ya existente que se encuentre más cerca al centro de la tabla, mide por fuera y finalmente marca el punto.

Usa una sierra circular o una sierra que sea manual para las muescas de los peldaños en los largueros. Si usa una sierra circular eléctrica, trata de cortar los bordes de las marcas y seguidamente usa una sierra de mano o una sierra caladora para finalizar el corte. Deja de cortar cuando la sierra se encuentre a 1/8 o a más o menos a ¼ de pulgada de las líneas opuestas. Debes cortar a lo largo de estas líneas. El extremo superior del larguero ahora va a encajar en los acoplamientos en el ángulo adecuado.

Mide y marca cada peldaño.

Esto lo debes hacer a lo largo del madero, usa la zona superior horizontal del larguero como un punto de referencia y de ese modo determinar (tiene que ser midiendo hacia abajo) una distancia que sea igual a la altura de un peldaño y determina (midiendo de manera transversal) una distancia que sea igual a la profundidad del peldaño. Hazlo así de manera sucesiva hasta que finalmente hayas delineado el número de peldaños que necesites.

Utiliza  una sierra.

Usa una sierra circular o una sierra que sea manual para las muescas de los peldaños de los largueros. Si usa una sierra circular eléctrica, trata de cortar los bordes de las marcas y seguidamente usa una sierra de mano o una sierra caladora para finalizar el corte. Debes dejar de cortar cuando la sierra se encuentre a 1/8 o más o menos a ¼ de pulgada de las líneas opuestas.

Corta el final del larguero.

Corta el final del larguero de manera que quede al mismo nivel del suelo. Para cortar la esquina sobresaliente de la zona final, sencillamente debes marcar una línea paralela al extremo superior del último peldaño y disponerte a córtala. Prueba los largueros al ponerlos en su lugar, además debes asegúrate de que la altura es la exacta.

Usa el primer larguero como una plantilla o como un patrón que deben seguir los otros largueros. Pon el primer larguero terminado sobre un madero o una tabla de 2×12 pulgadas. Seguidamente, simplemente procede en trazar el contorno del primer larguero sobre la tabla, luego debes cortar donde sea necesario.

3- Arma la escalera.

Instalar los largueros.

La forma en la que unirás la zona superior de los largueros va a depender de la superficie de la estructura, los salientes, entre otros. Sin embargo, una de las formas de hacerlo es clavar a las viguetas del suelo colgadores metálicos de vigueta. Solamente las viguetas que son de 2×12 pulgadas van a proporcionar el área superficial que sea suficiente para los soportes de montaje. Pon la zona inferior de los largueros sobre una base que sea firme como el concreto, pisos de madera u hormigón, y bloques de hormigón si los colocas sobre tierra. Si la escalera va a estar sobre concreto, pon los largueros sobre tela asfáltica y de ese modo evitarás  que la madera se pudra producto de la humedad.

Asegura y estabiliza los largueros.

Asegura y estabiliza los largueros cuando instales los contrapasos o los zócalos. Generalmente, los zócalos se encuentran hechos de madera con medidas de 2, 5 x 15, 5 centímetros (o sea 1×6 pulgadas). Aunque claro que puedes prescindir de ellos, atornillar de manera vertical estos tablones entre cada paso va hacer que la escalera se vea más bonita, que además dure y protegerá las vetas de los largueros cortados.

Cortar e instalar los contrapasos.

Corta a medida el material del que vas hacer los contrapasos y trata de asegurarlo a lo largo de cada larguero usando tornillos de 2 ½ pulgadas (o sea 6 cm).

Cortar e instalar los pasos.

Corta a medida el material del que fabricarás los pasos y disponte a asegurarlo a los peldaños de los largueros utilizando tornillos de 2 ½ pulgadas (que son 6 centímetros). Si quieres, corta los pasos de tal manera que sobresalgan de los largueros solamente un poco. Para un toque especial, trata de medir la profundidad que sea necesaria de cada peldaño (añade el paso más su sobresaliente), debes dividirlo por la mitad y debes cortar cada tabla a este ancho. Ahora, ya podrás instalar dos tablas en cada peldaño.

Tablas de moldura bajo el paso que sobresaliente.

Pon tablas de moldura debajo del paso que sobresale y procede a clavarlas al contrapaso. Si deseas que tu escalera se vea un poco más sofisticada, bien puedes instalar tablas de moldura cortadas a la medida del paso y colocarlas justamente debajo.

Barniza, pinta o sella.

Si la escalera va a ser utilizada para exteriores, debes tener muy en cuenta hacerle a la madera un tratamiento especial para evitar elementos que puedan dañarla. Inclusive si te encuentras construyendo una escalera para el interior, considera darle un tratamiento para lograr protegerla contra el desgate diario.

Consejos y recomendaciones.

  • No olvides que las escaleras de interiores requieren de una madera de gran calidad. Además, va a tener que cortar con mucha precisión.
  • Usa un par de calibradores de escalera en la escuadra de carpintero, ello asegurará la consistencia en tu diseño
  • Cuando vayas a medir la altura de la escalera, trata de medir desde la zona inferior de la cubierta del piso o desde la zona superior de la vigueta del piso. Esperamos que hayas aprendido como hacer una escalera de manera.

como hacer una escalera

No te vayas sin leer: Como Ser Director De Cine – 5 Pasos Que Debes Conocer!

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.