Para Volverte Erudito

13 Trucos de Magia con Cartas para aprender Facilmente

La magia de las cartas es un pasatiempo apropiado tanto para los niños como para los adultos. Los trucos de magia se pueden hacer casi en cualquier lugar, ya que el equipo es realmente fácil de llevar. Si quieres sorprender a tus familiares o amigos y parecerte a David Copperfield para comenzar puedes aprender lo más básico, que aquí te lo mostramos y es cómo realizar trucos de magia con cartas.

Los trucos de cartas más sorprendentes requieren prestidigitación compleja y un poco de distracción, así como también confianza en las habilidades de espectáculo. No obstante, hay un gran número de trucos de cartas muy simples que son apropiados para principiantes, mientras que todavía crean un poderoso impacto.

Aquí tienes algunos bastante sencillos pero a la vez sorprendentes trucos de magia con cartas con los que podrás dejar boquiabiertos a todos tus espectadores. ¡No te lo pierdas! Está fascinante.

¿Cómo aprender trucos de magia con cartas?

Aprender trucos de magia con cartas es mucho más sencillo de los que muchos creen. Si las personas supieran lo rápido que se puede saber cómo hacer trucos de magia con las cartas españolas, seríamos muchos más los que ofreceríamos “espectáculos” pequeños en las reuniones sociales, de la misma manera en que hay muchas personas que se le animan a los chistes, o a la música en argumentos de fogón. Y esto sería realmente muy saludable, ya que a las personas les encanta ver trucos de magia con cartas.

Los trucos, como bien decíamos, son muy fáciles de aprender y suelen otorgar a la persona un lugar destacado en los encuentros o en las reuniones, permitiéndole por ejemplo generar algunos gestos a alguien que le interesa muy especialmente. Y todo esto es sin demasiado esfuerzo, debido a que en el catálogo de Trucos y Magia abundan los kits ya preparados como para llevar adelante espectaculares trucos de magia con cartas.

De seguro podrás disfrutar mucho y pasar momentos muy divertidos y por supuesto, “mágicos” adquiriendo kits preparados especialmente para llevar a cabo los más alocados trucos de magia, muy fáciles para aprender y geniales para compartir con familiares, amigos, compañeros o con tu pareja.

Por otro lado, para los papás, abuelos o tías hay una gran variedad de trucos para los niños, que maravillan a los “locos bajitos” con sus desenlaces siempre imprevisibles y deslumbrantes completamente. Para aprenderlos sólo hay que tener un poco de dedicación y disponerse a practicar constantemente; con esas dos cosas es posible efectuar encantadores trucos de magia muy sencillos y simples con catas.

Fabulosos trucos de magia con cartas

Trucos de magia con cartas españolas

1. El trio

Este truco consiste en entregar a un espectador una carta para que la mezcle. Cuando te la devuelva y, con la excusa de averiguar el comodín para retirarlo, apréndete de memoria las cartas que están de segunda, tercera y de cuarta empezando por arriba.

Mezcla en la mesa por hojeo pero sin cambiar la posición de las cuatro cartas superiores.

Pide al espectador que pique, haciendo dos mazos. Infórmale que vas a escoger uno de los mazos e invítalo a que señale uno.

Si señala el paquete inferior de la carta, déjalo aparte; pero si señala el superior, pídele que lo sostenga. En cualquiera de los casos, el espectador se debe quedar con el paquete superior.

Indícale que tome la carta superior de su paquete, la meta por el medio y que haga lo mismo con la carta inferior; posteriormente deberá tomar la carta superior y dejarla en la mesa cara abajo.

Pídele que entregue las dos cartas siguientes a los respectivos espectadores. Procede ahora a adivinar las cartas a través de una lectura del pensamiento, interpretación del puso o de cualquier otro método.

2. El empujón

Este truco consiste en que un espectador mezcle una carta cualquiera y te la devuelva. Luego empuja hacia atrás aproximadamente la mitad de la carta con el extremo superior de un lápiz. Pídele a un espectador que agarre la carta superior del mazo de abajo y la recuerde.

Al colocar el mazo superior de canto para ponerlo sobre el otro y cuadrarlo, fíjate en su carta inferior; de esta manera podrás averiguar la carta del espectador pasando rápidamente las cartas ante de ti: la carta escogida será la que quede justo debajo de la que acabas de ver.

Realiza la adivinanza de la forma más sorprendente que conozcas. Puedes reforzar en gran medida el efecto si dejas que el espectador las combine en las manos, lo que no representa un gran peligro de que se separen las dos cartas.

3. La reina chismosa

En este truco se puede usar una carta cualquiera. Haz que uno o más espectadores barajeen a fondo.

Recupera las cartas y busca entre ellas a la dama de tréboles, la más chismosa de todas y, mientras que vas pasando las cartas, extiende las cuatro primeras y memorízalas.

Para memorizarlas, repite primero sus valores, por ejemplo 4, 7, 3, 6 y recuérdalo por parejas, es decir, cuarenta y siete, treinta y seis, y después, las iniciales de los palos, por ejemplo, T.D.C.P., que son tréboles, diamantes, corazones y picas.

Con la práctica se pueden llegar a memorizar cuatro cartas con sólo echarles un vistazo. Pídele a un espectador que reparta las cartas cara abajo en cuatro montones. Empuja la dama de tréboles bajo uno de los montones un momento y después acércasela al oído “para que te diga” el nombre de la carta que ha observado y repítela tú en voz alta. Realiza lo mismo con las cartas inferiores de los otros tres mazos.

4. La pareja que desaparece

Al sacar las cartas de su estuche, fíjate en las dos cartas superiores y déjalas caer de nuevo en el estuche.

Posteriormente saca el resto de las cartas. Escribe en una hoja en blanco el nombre de estas dos cartas. Dobla la predicción y entrégasela a un espectador. Luego pídele a un espectador que mezcle las cartas, que pique y te entregue uno de los mazos. Incluye este mazo en el estuche haciendo una separación con el dedo pulgar en una esquina de las cartas y, metiendo primero esta esquina, haz que ambas cartas que ya están en el estuche queden en medio. Toma el otro mazo y reparte una fila de cuatro cartas cara abajo.

Mira la primera, nómbrala mientras la repartes y deja que los espectadores le observen en la brevedad de lo posible.

Cuando repartas las dos siguientes di los nombres de las dos cartas de la predicción y no las muestres. Finalmente nombre correctamente la cuarta carta y permite esta vez que el público la vea.

Pídele a una persona que escoja entre las dos cartas del centro y la dos de los lados. Interpreta la respuesta de manera que uses las cartas del centro; inclúyelas en medio del mazo y entrégaselo a un espectador.

Ordena a las dos cartas que pasen al mazo del estuche. Por último, se examinan los mazos y se comprueba que ha sucedido el milagro.

5. En el bolsillo

Antes de empezar, guárdate dos cartas en el bolsillo derecho del pantalón. Al inicio del juego puedes mostrar que está completamente vacío metiendo las cartas en la esquina interior de arriba y dando la vuelva al bolsillo. Pídele a un espectador que barajee muy bien las cartas, recupéralas y reparte las tres primeras cartas de arriba mientras te las aprendes de memoria. Pide también a un espectador que piense una de ellas guárdatelas en el bolsillo del pantalón. Ve sacando de una en una las dos cartas que tenías escondidas previamente y colócalas cara abajo sobre la mesa sin mostrarlas. Pide al espectador que nombre la carta pensada. Ahora, recordando las tres cartas del comienzo y el orden en que las guardaste, podrás fácilmente sacar la correcta. Para conseguir el efecto que se desea debes hacer lo último sin titubeos ni vacilaciones.

6. Encuentre a la dama

Este truco consiste en meter los cuatro ases y una dama en sobres distintos, que se mezclan a fondo. Cuando se entregan de uno en uno al mago, éste adivina en cuál se encuentra la dama.

El truco es muy sencillo: los ases se guardan en los sobres en posición horizontal y la dama posición vertical.

Esto, normalmente, se realiza sin ser visto. Incorpora la dama como las demás cartas, pero gírala luego ocultándote tras la solapa del sobre.

Si no avisas de antemano en qué va a consistir el truco, en caso de que te entreguen en primer lugar el sobre de la dama, puedes explicar que eso era de lo que se trataba y abrir el sobre para evidenciar que, efectivamente, tiene dentro a la dama, colocando la carta en posición vertical antes de sacarla. Lo mismo puedes hacer si el sobre de la dama es el último. En los demás casos ve acercándote cada uno de los sobres a la frente y adivina en cuál está la dama.

7. Nueva adivinación

Pídele a un espectador que mezcle una carta. Después, mientras pasas las cartas para retirar el comodín, fíjate muy bien en la carta superior e inferior y memorízalas. Posteriormente mezcla por hojeo dejando caer la carta inferior del mazo izquierdo en primer lugar y la superior del derecho en último lugar, de manera que no varíen de posición.

Si ya tienes un poco de práctica, puedes fijarte en estas cartas mientras que realizas la mezcla por hojeo. Pide a un espectador que escoja una carta, que la coloque encima de la carta y que pique para perderla por el medio (en realidad, la carta quedará entre las dos que tú conoces). Puedes dejar que el espectador mezcle un poco sin peligro de que se separen las cartas, o, si prefieres, que pique varias veces.

Ahora ya estás en condiciones de hallar la carta pasando las cartas, y de adivinarla de la manera en que más te guste. También puede ver cuál es la carta escogida hojeando una esquina de la baraja con el dedo pulgar hasta llegar a las cartas que conoces y cortar por ahí, pero este procedimiento, aunque es mucho mejor, requiero algo más de práctica.

8. Adivinación en la oscuridad

Se puede utilizar una carta cualquiera bien mezclada. Dásela a un espectador. Se apagan todas las luces, el espectador te pone una carta sobre la mano y tú, al momento, la dices en voz alta. Al encender las luces se ve que, evidentemente, has acertado. Puede repetir el truco si lo deseas.

Aprovecha cualquier momento propicio (por ejemplo, durante un juego en el que has tenido que dar la espalda a los espectadores y tenías la carta en las manos) para tomar las dos o las tres cartas de arriba, memorízatelas y guárdatelas en un bolsillo del chaleco.

Antes de que sean apagadas las luces, acerca la mano al espectador para que puedan colocar con facilidad una carta sobre ella. Cuando se queden a oscuras y te coloque la carta en la mano, métetela rápidamente en el bolsillo y saca la primera de las que tenías preparadas, dejando luego la mano en la misma postura que antes.

Se trata de un juego que suele admitir repeticiones. A pasar de ser bastante sencillo, si se acompaña de una pequeña charla científica sobre la posible evolución del sentido del tacto, o algo similar, resultará ser muy efectivo.

9. Bajo el pañuelo

Este truco consiste en que un espectador tome una carta de una baraja normal que ha sido mezclada previamente, la mira y la devuelve con toda claridad. La baraja se cubre con un pañuelo y de inmediato, nombras la carta.

Mezcla a fondo una baraja y ofrécesela a cualquier espectador para que escoja con libertad una carta. Pídele también que se la enseñe a otra persona. Mientras lo hace, aprovecha para dar la vuelta a la carta inferior y para voltear la carta de forma que cuando el espectador introduce su carta en ella, queda al revés.

Pídele al público un pañuelo, y al tiempo que lo despliegas sobre ellas, voltea las cartas. La carta quedará de la siguiente manera: cara abajo y la carta escogida, cara arriba. Mientras las dejas en la mesa, extiende las cartas un poco para así poder ver, a través del pañuelo, el índice de la única carta que está cara arriba.

10. A la espalda

Luego de que un espectador haya mezclado las barajas, voltea la carta inferior en secreto.

Posteriormente, pídele que tome cualquier carta y que la recuerde. Pica por abajo aproximadamente a la mitad de las barajas, e indica al espectador que coloque su carta sobre las cartas y luego echa encima el mazo del corte.

Cuadra con mucha claridad, golpeando un poco contra la mesa los extremos y los lados de las cartas.

Luego de esto llévate la mano izquierda a la espalda con las barajas para hacer el corte Charlier a una mano, con el que la carta escogida quede en posición superior (ver truco anterior). Trae las barajas hacia adelante con la mano derecha e invierte la carta inferior empujándola un poco con los dedos izquierdos hacia un lado y después hacia la parte superior de las cartas, al mismo tiempo que la volteas. Todo este procedimiento dura sólo un instante. A continuación, puedes entregar la carta al público para que la examine.

11. Los ases extraordinarios de French

Te presentaremos un nuevo procedimiento para hacer el famoso “juego de los cuatro ases” basado en la idea de las barajas volteadas, que elimina los ajustes y los pases complicados.

Al igual que en los métodos tradicionales, se sacan los cuatro ases de las barajas y se entregan al público para que los vea muy bien. Al volver a la mesa para amontonar un elástico, el mago hace medio salto, en otras palabras, hace que las dos mitades de las cartas queden frente a frente. Se rodea la baraja con el elástico y se incluyen los ases bajo él. En este preciso momento, voltea la carta en secreto llevándote a los ases a la parte de abajo. Saca las tres cartas de arriba y déjalas en la mesa cara abajo como si fuesen los ases. Voltea las barajas y toma uno de los ases. Antes de dejarlo al lado de las demás en la mesa, muéstralo y di:

“Y, por último, aquí tenemos el as de…..” Mientras que lo estas mostrando, aprovecha que el público se encuentra fijando en la carta y voltea la baraja: ve sacando cartas y dejando tres sobre cada uno de los tres primeros “ases”. En cuanto ya hayas sacado la carta novena, da la vuelta a las bajaras una vez más, saca tres cartas (los tres ases que restan) y déjalas sobre la cuarta carta de la mesa. Fuerza al espectador este último montón y finaliza el truco como más te agrade.

Fíjate muy bien en como el público sigue tu mano con la mirada mientras que colocas las cartas sobre la mesa. Esto te suele proporcionar una mejor dirección para voltear la baraja.

12. Contando a ojo

Antes de comenzar coloca la carta deslizante en la tercera posición. Anuncia que, gracias a la práctica constante, has logrado contar instantáneamente las cartas que hay en un paquete. Mientras vas hablando, empuja las cartas, localizando así la separación. Pica un paquete superior de doce cartas y échalo en la mesa diciendo que son doce.

Mientras que un espectador lo comprueba, cuenta ocho con el dedo pulgar y pásalas arriba. Luego recupera las doce cartas y déjalas sobre las barajas, con lo que ahora son veinte las cartas que quedan sobre la carta deslizante.

Cuadra con mucha claridad la baraja y pide a cualquier espectador que diga un número entre veinte y veinticinco. Empuja el paquete de arriba y cuando se abra la separación, tendrás un paquete de veinte cartas. Agrégale las necesarias para así llegar al número deseado. Es recomendable dar por finalizado el juego en este punto.

13. Par o impar

Al inicio, la carta deslizante se encuentra en la posición número 13. Empuja las cartas, localiza la separación y luego echa las doce cartas sobre la mesa, diciendo: “Par”. Mientras que un espectador verifica esta enunciación, cuenta nueve cartas aproximadamente, u otro número impar, de abajo con el dedo pulgar y pásalas arriba.

Toma el primer paquete y échalo sobre la carta. Vuelve a hacer la separación y pica, dejando caer el paquete de arriba sobre la mesa, afirmando esta vez que se trata de un número impar.

Para realizar la tercera y la última adivinación, pasa cinco o siete cartas de abajo a arriba, coloca sobre ellas el paquete anterior y cuadra muy bien la baraja con toda claridad, golpeando los lados y los extremos contra la mesa. Pregúntale a algún espectador qué desea que salga ahora, un número para o un número impar de cartas. Para mostrar que tus cálculos son verdaderos, basta que encuentres la separación y que tomes el paquete de arriba, incluyendo, o no, la última carta.

Esperamos que te haya servido de gran ayuda y puedas aprender estos grandiosos trucos de magia y lo pongas en practica. ¡No olvides visitar todo nuestro portal!

También puedes leer sobre: Juego de cartas continental, descubre aquí cómo se juega. 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.