Para Volverte Erudito

Cómo Tratar El Espasmo Muscular – 4 Consejos Prácticos

El espasmo muscular puede ocurrir en cualquier músculo del cuerpo, incluyendo los músculos esqueléticos, como los de la pantorrilla, espalda, muslo o en parte de los músculos lisos, como los que se encuentran en el tracto digestivo.

Un espasmo muscular es una contracción involuntaria del músculo, que por lo general es ocasionada por la deshidratación, la sobrecarga muscular excesiva, o un agotamiento de electrolitos.

Esto también puede ocurrir en respuesta a la estimulación nerviosa. Aunque el tratamiento de los espasmos musculares depende de los músculos implicados y la causa del espasmo, la mayoría de los espasmos no son graves y pueden ser tratados en casa.

Entérate cómo puedes tratar de manera rápida y efectiva un espasmo muscular en esta publicación que trae en exclusiva para ti, eruportal.

Espasmo muscular

Cuando hablamos de espasmos musculares no es más que lo que conocemos popularmente como un calambre, es decir, nos referimos a esa contracción dolorosa e involuntaria que tiene algún musculo de tu cuerpo grupo de ellos. Este tipo de dolencias, por lo general ocasionan que el musculo afectado se abulte o endurezca. Una de las cosas que debe tener bien presente, es que un espasmo muscular no es lo mismo que una contractura muscular, la segunda suele durar varios días y no se cura tan fácilmente.

Lee también: ¿Te Has Preguntado Que Es El Apéndice?… ¡Averigua Que Función Cumple Este Órgano!

los espasmos musculares

1| Tratar el espasmo muscular desde el hogar

Cuando comienza un espasmo muscular, detenga su actividad. Los espasmos pueden ocurrir durante el ejercicio o al hacer las tareas diarias del hogar. A la primera señal de un espasmo, deje lo que está haciendo y trate de lidiar con él. A pesar de que pueden ser dolorosos, generalmente no hay preocupaciones a largo plazo.

Trate de masajear o friccionar la zona afectada con el espasmo. Esto puede ayudar a relajar los músculos y aumentar el flujo sanguíneo en la zona

-Descanse los músculos afectados

Descanse durante unos días después del espasmo, sobre todo si se trataba de un espasmo en la espalda. El dolor es común después de los espasmos. Sus músculos se filtran y se debe conseguir un poco de tiempo para recuperarse sin estrés adicional. Asegúrese de mover suavemente el músculo durante este tiempo para evitar cualquier rigidez.

Puede usar el músculo afectado a la ligera, pero deje de usarlo si siente un calambre o dolor. Trate de caminar o ejecutar estiramientos suaves, pero no tuerza o doble el torso.

-Estiramiento

Si se produce un espasmo muscular o calambres, el estiramiento puede ayudar. Cuando se estira, se tira el músculo en la dirección opuesta de donde está la contracción, es decir permite el alargamiento de la zona. Para lograr este proceso, usted debe estirar suavemente el músculo afectado. No se exceda mucho. Si usted comienza a sentir dolor, pare. Mantenga cada estiramiento durante 30 segundos aproximadamente.

Para calambres en las pantorrillas, alce pies sobre una pared. Coloque los antebrazos contra la pared, manteniendo las rodillas y la espalda recta. Los talones deben tocar el suelo. Inclínese hacia adelante. Usted debe sentir como los músculos de la pantorrilla se extienden. La sensación debe ser agradable o neutral. Si siente dolor, pare.

Si el calambre es en los pies, siéntese y flexione los dedos de los pies hacia arriba, es decir apuntando hacia su rostro. También puede estirar suavemente el pie hacia la cabeza. Debe sentir como se estiran los músculos de su pantorrilla o pie.

Cuando el calambre es en el tendón de la corva, siéntese en el suelo y extienda las piernas delante de usted. Sus pies deben estar en puntas o flexionados. Doble la cintura, manteniendo la espalda recta. Baje el pecho hacia sus piernas. Deje de flexionar una vez que sienta el estiramiento en la parte posterior de las piernas.

Para tratar un calambre en el muslo, aférrese a una superficie estable y tome su tobillo, mueva su pie hacia su parte trasera. La tracción debe sentirla a lo largo de la parte frontal del muslo.

Por su parte, para aliviar un espasmo en la mano, apoye la palma de su miembro afectado contra la pared y empújela contra la superficie cuantas veces quiera con los dedos hacia abajo.

-Ejercicios suaves para espasmo en la espalada

Si usted está experimentando dolores en la espalda, los ejercicios suaves pueden ayudarle. Sólo haga ejercicios cuando el dolor haya disminuido o los calambres sean mínimos. No haga ejercicios si el espasmo en la espalda es grave o muy doloroso. Si cualquiera de estos ejercicios hace que el espasmo sea peor, pare.

  • Camine a medida que levanta las rodillas más alto de lo normal y mantenga la espalda recta. Esto proporciona un movimiento suave que permite estirar su espalda baja, además puede ayudar satisfactoriamente a su músculo.
  • Levante los brazos por encima de su cabeza. Repetir 10 veces, y mantenerlo durante 5-10 segundos. Haga esto 3-4 veces al día. Esto ayuda a estirar los músculos de la espalda.
  • Acuéstese en el suelo y estire suavemente las rodillas hacia el pecho. Mantenga la posición durante 10 segundos. Repita de 5-10 veces, 2-3 veces al día. Estos movimientos se extienden a su espalda baja mientras que dejan que el resto de sus músculos se relajen.

-Almohadilla eléctrica o presión de frío

El calor hace que los músculos se relajen y dejen los espasmos. El frío puede ayudar a la hinchazón y el dolor. La primera vez que se produce un espasmo, utilice una prensa fría. Ponga una bolsa de hielo sobre la zona afectada el primer par de días. Mantener el hielo en el espasmo durante 20-30 minutos cada 3-4 horas puede ayudar a que desaparezca. Si el espasmo persiste, utilice calor húmedo durante 20-30 minutos durante todo el día.

Lo más recomendable es que aplique calor durante 15 minutos cada 4 horas hasta que el calambre se haya ido. Mientras que una prensa fría debe aplicarse durante 12-15 minutos cada 2 horas durante el primer par de días.

Use una almohadilla eléctrica o un parche de calor, o en su defecto una bolsa o un parche de hielo. También puede probar una botella llena de agua caliente o agua congelada. O trate de envolver el hielo en un paño o un paquete de guisantes congelados.

-Consuma líquidos

Cuando los músculos están deshidratados, es importante obtener suficiente hidratación. El agua y los electrolitos -en forma o jugo, bebidas deportivas, entre otros –  pueden ayudar a reponer el suministro disminuido. Sodio, potasio, calcio y magnesio son necesarios para que los músculos se contraigan y se relajen de manera adecuada.

Si usted sabe que va a estar haciendo ejercicio por mucho tiempo o usando los músculos con mucha fuerza, asegúrese de reemplazar estos nutrientes con una bebida de electrolitos y agua.

El espasmo muscular a veces puede indicar una deficiencia en vitaminas o minerales en el cuerpo. Asegúrese de tomar multivitaminas de alta calidad y minerales múltiples.

Debes leer: Aprende A Conseguir Una Mejor Postura – Consejos Que Te Motivarán A No Encorvarte Más!

el espasmo muscular

2| Tratar el espasmo muscular con medicina

A veces los espasmos musculares pueden causar dolor extremo. Pregúntele a su médico acerca de tomar analgésicos de venta libre, como los fármacos antinflamatorio no esteroides. Estos incluyen el ibuprofeno o naproxeno sódico.También puede probar el acetaminofeno.

-Medicamentos antinflamatorios

Estos reducen cualquier inflamación excesiva o inflamación de la zona afectada. Los antiinflamatorios también pueden ayudar a aumentar el flujo sanguíneo y permiten que el área sane. Su médico probablemente le recomendará que tome un medicamento de venta sin receta como ibuprofeno, como primera línea de tratamiento.

Los efectos secundarios del ibuprofeno incluyen problemas gastrointestinales, pero son más bajos que los efectos de la aspirina. Entre los síntomas que produce este medicamento tenemos: náuseas, ardor de estómago, diarrea, indigestión, estreñimiento, calambres abdominales, mareos, dolor de cabeza, nerviosismo, o sarpullido

-Relajantes musculares

Si usted tiene una lesión o un músculo que está causando espasmos constantes y repetitivos, debe consultar a su médico. Su médico puede recetar un medicamento que le ayudará a relajar los músculos y aumentar el flujo sanguíneo. Hable con su médico para saber si alguna medicina que consume le causa espasmos musculares. Algunos relajantes musculares son altamente adictivos. Tenga esto en mente el monitoreo de la ingesta.

-Espasmos crónicos

Usted debe ser capaz de tratar los espasmos musculares en casa. Pero, si los espasmos son demasiado dolorosos, se producen con frecuencia, duran mucho tiempo, y afectan a los músculos adicionales, debe consultar a su médico. El espasmo puede ser una señal de un problema subyacente que necesite tratamiento.

Un espasmo muscular en sí, no son por lo general un diagnóstico. En cambio, los espasmos pueden significar que hay otro tema que necesita ser diagnosticado y tratado. El problema puede ir desde el simple uso excesivo del músculo a un trastorno metabólico subyacente para los espasmos crónicos.

Puedes leer: ¿Sufres De Molestos Dolores De Cabeza? Conoce Sus Tipos, Causas, Síntomas Y Tratamientos

un espasmo muscular

3| Espasmos de musculo liso

Los síntomas de estos espasmos suelen ser diferentes en función de los músculos implicados. Los espasmos de los intestinos pueden causar dolor agudo y diarrea. Mientras que los espasmos del tracto urinario con frecuencia ocurren cuando los cálculos renales están presentes, causando dolor intenso, náuseas y vómitos. Si los espasmos se encuentran en las vías respiratorias o presenta problemas para respirar, busque atención médica de emergencia. Pueden ser fatales si no se trata rápidamente.

Descarte o trate los problemas intestinales, tales como piedras en la vesícula o tumores. Los espasmos urinarios disminuirán una vez que logre eliminar cálculos renales. Usted puede ser capaz de utilizar medicamentos para tratar el dolor mientras espera a que pasen.

Busque atención médica para los espasmos en el tracto digestivo, tracto urinario, o del tracto respiratorio. Por desgracia, no se puede controlar estos músculos lisos, que se encuentran en órganos como el corazón y el estómago. Los espasmos en estos músculos a veces pueden significar que hay una condición médica subyacente.

-Tome medicamentos

Si usted tiene graves espasmos musculares lisos, el médico puede ser capaz de recetar un medicamento. Por ejemplo, los medicamentos como los anticolinérgicos pueden ayudar a los espasmos intestinales que no responden a la dieta y estilo de vida. Su médico puede prescribir medicamentos para restaurar los niveles de neurotransmisores o botox para paralizar los músculos afectados. Usted debe discutir estas opciones con su médico.

-Espasmos en la vejiga

Una forma de tratar los espasmos de la vejiga es ir al baño cada 1,5 a 2 horas. Esto ayuda a mantener la vejiga vacía, con esto evitará que se produzcan menos accidentes. A medida que disminuyen los espasmos, puede tomar más tiempo entre ir al baño.

-Paquete de calor

Los paquetes de calor pueden ayudar a relajar los calambres y espasmos en todos los músculos del cuerpo. Acuéstese sobre su espalda y envuelva el paquete térmico alrededor de su abdomen y asegúrese de evitar el contacto directo de la almohadilla de calor con su cuerpo. Mantenga el paquete de calor durante 10 a 15 minutos y no más de 20 minutos a la vez. Relájese mientras espera que pase el dolor.

prevenir el espasmo muscular

4| Prevención del espasmo muscular

Mantenerse hidratado es una parte importante de la prevención del espasmo muscular. Los músculos son más propensos a calambres cuando están deshidratados. Beba por lo menos entre 6 a 8 vasos de agua o bebidas saludables durante todo el día.

Reemplazar los electrolitos, especialmente el sodio y el potasio, cuando haga ejercicios o esté enfermo. Usted puede hacer esto a través de la dieta o consumiendo bebidas con electrolitos mejorada.

-Buena nutrición

Manténgase saludable al comer los alimentos y los nutrientes adecuados. Esto puede prevenir el espasmo muscular. El ajuste de su dieta puede ayudar a aliviar los espasmos intestinales causados por el síndrome del intestino irritable. El potasio, antioxidantes y grasas saludables son especialmente buenos para los espasmos musculares. Estos alimentos son conocidos para ayudar con los espasmos:

  • Plátanos
  • Papas
  • Jugo de ciruela
  • Frutos Secos
  • Naranjas
  • Arroz
  • Aguacate
  • Espinacas
  • Mariscos
  • Almendras
  • Semillas De Lino
  • Avena
  • Semillas De Sésamo
  • Tofu

-Ejercicio

El ejercicio regular puede ayudar a reducir los calambres musculares, ya que se extiende y fortalece el músculo. Esto puede ayudar a los músculos lesionados. La terapia física suave puede ayudar a sanar poco a poco el músculo, lo que puede reducir los espasmos. El ejercicio regular también mejora su salud en general. Hable con su médico o fisioterapeuta acerca de qué ejercicios pueden ayudar a sus músculos.

-Estírese regularmente

Dado que se producen espasmos cuando un músculo se contrae, el estiramiento ayuda a prevenir estas contracciones. Los ejercicios de estiramiento mantienen a los músculos relajados y flexibles. Asegúrese de estirar los músculos antes y después de cualquier ejercicio, especialmente si el ejercicio es riguroso o por un período prolongado de tiempo.

Si usted tiene músculos que a menudo se acalambran por las noches, estire los músculos antes de acostarse para que se suelten. También puede tratar de hacer un poco de cardio ligero, como montar una bicicleta estática antes de dormir para aflojar los músculos y prevenir los calambres.

Esperamos que este artículo haya sido de gran utilidad para ti, no olvides seguir visitando eruportal y descubre un sinfín de informaciones interesantes que seguramente te servirán para aclarar múltiples dudas. Recuerda una persona que cultiva sus conocimientos, es una persona capaz de afrontar cualquier situación que se le presente.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.