Para Volverte Erudito

Cómo Preparar Entrecot a la Parrilla. ¡Hora de Darte Tu Buen Banquete!

¿Quieres preparar un entrecot a la parrilla y no estás seguro de si lo harás correctamente o quedará como tú quieres? Entonces te invito a leer este artículo que te dirá cómo.

Hoy te traemos unos consejos realmente útiles de cómo cocinar correctamente una pieza de carne. Ésta puede ser un chuletón o un bistec. Aunque cocinar a la parrilla es algo que pueden hacer todos, también tiene sus trucos hacerlo con gracia.

entrecot a la parrilla

Cuando entramos en temporada de barbacoas y de cocinar ligero, las parrillas son un utensilio perfecto para cocinar con poca grasa, poca complicación y relativa rapidez. Realmente no hace falta preparar nada y la carne se puede hacer tan ligera como queramos, sin casi añadir grasa y sin salsas.

Con el calor del verano, un corte de carne acompañado de una buena ensalada, lo convierte en una comida excelente y equilibrada.

No hay nada más fácil que hacer una buena carne como el clásico corte del entrecot en una pesada parrilla de hierro.

Los consejos que les daré a continuación para preparar una pieza de carne a la parrilla perfecta son válidos no sólo para un entrecot.

También sirven para cualquier pieza de carne de vacuno como un buen chuletón o solomillo, variando el tiempo de cocción en función del tamaño de la pieza, claro está.

¿Qué es un entrecot?

Antes que nada, debes saber lo que es un entrecot para que no te dejes vender otra cosa.

El entrecot, del francés entrecôte, significa ‘entre costillas’, es decir, lo intercostal. Es un corte de carne de la región dorsal, el cual contiene un conjunto de músculos conocidos por el nombre Erector spinae. Este conjunto recorre la espina dorsal de los mamíferos.

Normalmente se usa el vacuno. Está situada en una costilla de ternera, y es la misma con la que se obtiene la chuleta o el chuletón. Aunque, el término entrecot también puede aplicarse al cerdo o al cordero.

partes de u

Cómo preparar entrecot a la parrilla

– Lo primero y principal que debes saber es que la carne sea de calidad. Quizá para que sea de muy buena calidad, el precio no sea muy bajo, pero de vez en cuando nos podemos dar un capricho bien merecido.

– También te recomiendo sacar las piezas de la nevera con tiempo. De esta manera, las piezas podrán lograr una temperatura ambiente y la parrilla no tendrá tanto trabajo para subir la temperatura interna de la carne como si estuviese recién salida del frigorífico. Al calor que recibe la superficie le cuesta llegar hacia el interior. Es decir, que no es lo mismo que el centro de la pieza se encuentre a 12°, por poner un ejemplo, que a 25°. Hay personas que aconsejan acercar las piezas a la parrilla o barbacoa mientras se está calentando, así van agarrando temperatura.

– La parrilla tiene que estar súper caliente cuando pongas la carne. De esta manera, agarrará un bonito dorado por fuera.

– Es preferible untar con aceite la carne antes de ponerla sobre la parrilla. Así no engrasas la parrilla como tal, lo cual no es muy recomendable. Engrasándola conseguirás que el aceite ya esté algo quemado al poner la carne. Lo ideal es engrasar la carne con un pincel de cocina.

– No necesitas darle la vuelta continuamente a la pieza. Es más conveniente que la dejes quieta por cada lado hasta que esté lo suficientemente dorada. Así se aprovecha mejor el calor de la parrilla.

entrecot a la parrilla– El tiempo de cocción dependerá del punto que quieras en la carne, aunque no debería ser un tiempo excesivo. Para ciertas piezas como la de la foto, que tienen un dedo de grosor más o menos, con un minuto a minuto y medio debería ser más que suficiente. Con esto logras un buen tostado externo y un interior bien jugoso.

– Recuerda que es preferible salar la carne una vez que esté hecha, justo después de sacarla de la parrilla. Esto se debe a que si la salamos antes, la sal puede hacer que pierda más jugos.

– Saca la carne cuando se haya cocinado por cada lado y deja que repose otros dos o tres minutos antes de servirla. Esto ayuda a que los jugos se repartan bien en el interior.

– Para cortar la carne debes usar cuchillos afilados, que corten bien y preferiblemente que no sean de sierra. Los cuchillos de sierra desgarran las fibras. Por eso se están poniendo de moda los tradicionales cuchillos Pallarès, que tiene la versión inox para la mesa.

– Puedes hacer unas papas fritas o una deliciosa ensalada. Así tendrás el complemento perfecto para este entrecot a la parrilla.

entrecot-a-la-parrilla-2

Ahora, con todos estos increíbles consejos de cómo preparar el entrecot a la parrilla ya no tienes ninguna excusa para no preparar unas parrilladas. Ahora puedes lucirte frente a tus familiares y amigos. Tanto ellos como tú, quedarán felices y satisfechos. Te lo aseguro. Ahora sólo te puedo decir: ¡Buen provecho!

No te vayas a quedar con estos secretos para ti sólo y compártelos con tus amigos. Quizás ellos te inviten un día a ti a disfrutar de un delicioso entrecot a la parrilla. Me lo vas a agradecer. ¡Que lo disfrutes!

Antes de irte, te recomiendo que leas este artículo: Recetas fáciles y rápidas de hacer: Las mejores 9 Opciones!

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.