Para Volverte Erudito

Cómo Activar Los Chakras De Tu Cuerpo + Ejercicios De Meditación.

¿Sabes como puedes activar los chakras de tu cuerpo? ¿Sabes que son los chakras?, hoy en Europortal te explicaremos acerca de un tema que es muy interesante para todo aquel que se encuentre  atraído por el tema del desarrollo espiritual, el cual se encuentra tan en boga en nuestros días,  los Chakras o los centros de energía de propio cuerpo energético, además de unos ejercicios de meditación para que aprendas a como alinearlos.

Existen dos procesos los cuales son importantes y que están en estrecha relación con los centros de energía de las personas, uno es la de armonizarlos, esto quiere decir que la energía que se encuentra circulando por ellos se encuentre de forma armónica, y después existe otro proceso que te explicaremos mas adelante que tiene que ver de forma directa con activar los chakras.

Esta activación es algo que sucede cuando logramos que los centros energéticos empiecen a girar hacia el lado que es correcto, es decir cuando logramos que cada uno de los centro de energía se encuentren en un estado pleno de atención y abierto girando tal cual debe ser que es en el sentido en que están las agujas del reloj. En el cuerpo físico poseemos 7 Chakras, cada uno tiene una función que es diferente. Estas funciones y sus relaciones respectivas han sido estudiadas por grandes maestros del yoga, o del reiki a través del tiempo.

Te sugerimos leer: Conoce el Maravilloso Poder de Los Mantras, Su Revelación Y Su Significado.

Activar los chakras

Es por esta sencilla razón que el tema de los Chakras y de sus funciones es uno de los que más información poseen. Todas las escuelas místicas trabajan de alguna manera sobre alguno de los Chakras en especifico, algunas religiones, como la tibetana y algunas escuelas como la del Yoga le dan prioridad a un Chakra y otras a otro, la atención que se le otorga a cada uno de ellos, nos habla también de una clase de filosofía en especifico, así quien le otorga la atención al centro de energía vital del corazón cultivará dicha vibración y quien lo realiza con el sexual tenderá siempre a realzar esa clase de energía en el ser humano.

Los monjes tibetanos, son un ejemplo importante de aquellos que tienen muchas meditaciones, directas que involucran al centro de su entrecejo, son significados que debemos aprender, los cristianos suelen llevarse las manos al centro de su pecho cuando se encuentran rezando, las manos juntas se llevan sobre el Chakra del Corazón y es por esto que en esta religión se pone muchas veces el acento principal en la compasión, una cualidad que es inherente a este centro energético.

Sin embargo el místico y el esotérico que es fiel creyente de la evolución del alma, se coloca firmemente en la tendencia de una armonización, de la activación y del trabajo sobre los 7 centros energéticos, que nos llevan al equilibrio y a la paz.

¿Los Chakras o los centros de energía pueden observarse a simple vista?

No. Los centros de la energía se consiguen en el cuerpo energético, es decir en el cuerpo no físico. Por lo tanto este cuerpo es algo que es invisible para la vista simple o normal. Debes poder observar la energía para poder llegar a visualizar los centros o los Chakras. Sin embargo esto es algo que no es muy difícil de poder lograr, por medio de algunos ejercicios es posible que lleguemos a comenzar a observar el aura de las personas y así la energía que se consigue en los seres vivos y también en los objetos. Y si bien estos centros no son visibles fácilmente, como quien observa un árbol, también es cierto que podemos llegar a percibirlos en nuestro cuerpo.

Por medio de un entrenamiento simple, podemos empezar a sentir cómo están nuestros Chakras, por supuesto que lo primero que tenemos que saber es dónde se encuentran ubicados estos 7 Chakras, así podremos conocer claramente en que estado se encuentra cada uno de ellos y así efectuar los ejercicios justos  para poder lograr una correcta armonización y también su activación.
Los 7 Chakras y las funciones de cada uno de ellos.

Los 7 centros de la energía se consiguen distribuidos en el ser humano a todo lo largo del cuerpo, en forma vertical o longitudinal. Son una clase de círculos espiralados que se consiguen en el cuerpo energético, de manera que si observamos el cuerpo desde el  perfil, podríamos ver que estos poseen una entrada por delante y una salida por la parte de atrás. Es decir estos se consiguen en forma de cilindros que penetran dentro del cuerpo físico hasta conformar un cono, la parte que es más pequeña de este cono penetra  en el cuerpo y luego se vuelve a agrandar para salir por la parte de atrás del mismo.

Los Chakras giran de manera espiralada, buscando absorber toda la energía del ambiente y llevándola hacia el cuerpo energético, es decir existe un fluir constante entre cada uno de estos centros de energía y el cuerpo mental y astral de una persona. Comenzando de abajo hacia arriba podemos mencionarte estos siete centros y resumir  de forma breve cada una de sus funciones:

1.-El centro del perineo, este queda sentado en la base de la columna vertebral y tiene diferentes nombres. Es el que se ocupa de elevar toda  la energía terrestre para poder distribuirla a todo lo largo de la misma columna vertebral.

2.- El centro sexual, este se ubica hacia la zona de los genitales, no de forma exacta en ellos, sino un poco más arriba de ellos mismos. Es el que se encarga de la energía sexual y de su distribución tanto en lo interno como en las relaciones que se dan por medio de este centro con las otras personas.

3.-El centro del plexo solar, este se ubica de forma exacta en ese plexo. Se encuentra muy vinculado al cuerpo emocional de las persona. Este es el que se ocupa de traer y llevar todas las emociones que se despiertan.

4.- El centro del corazón, este queda a la altura del corazón de la persona en cuestión. Es el que se ocupa de todas las relaciones que tienen que ver de forma directa con el amor en todo nivel, tanto el de amistad como el de pareja o el familiar.

5.-El centro de la garganta, este queda de forma justa en esta zona del cuerpo., se encuentra relacionado directamente con la creatividad.

6.-El centro del entrecejo, o el tercer ojo este queda entre los dos ojos, pero un poquito más arriba de los mismos. Este centro de forma directa tiene que ver con la videncia.

7.-El centro de la coronilla, este queda en la parte más elevada  de la cabeza. Y es uno de los centros con más importancia que hay, dado que por éste entra toda la energía cósmica.

Cómo activar los Chakras de tu cuerpo.

Como te mencionamos de forma anterior la activación siempre se da después de una  alineación correcta de todos los centros de energía. El activar los chakras es despertar la energía que se esta dormida en cada uno de los centros, al ser esta activada hará que todas las funciones de cada uno de los chakras en particular logre ampliarse y trabajar mejor.

Te puede interesar leer: 7 Significados De Los Diferentes Colores del Aura. ¿Como Afectan Tu Personalidad?

Por lo tanto la activación hace que cada una de las zona del cuerpo se encuentre mucho más abierta y más predispuesta a poder ampliar la experiencia de cada uno de los Chakras. Te damos aquí dos ejercicios como meditaciones para que te ayudes a activar los chakras de tu cuerpo, la primera para ayudarte a alinear y serenar esos 7 centros de energía, la segunda es para activar los chakras en cada uno de ellos.

La meditación para ayudar a alinear los 7 Chakras.

tipos de chakras

En esta clase de meditación buscaremos lo mas importante alinear los 7 Chakras de tu cuerpo.

Primero que nada debes buscar sentarte en un lugar que sea sereno, de preferencia descalzo y con ropa muy cómoda. Apoyando tu espalda contra una pared si es posible y cruzando tus piernas en posición de flor de loto, si esta no te es muy cómoda, puedes estirar tus pies. Lo realmente importante es que la columna vertebral se encuentre totalmente derecha.

A continuación tendremos que intentar visualizar cada uno de los 7 centros de energía. Empezaremos por el centro que se encuentra siendo la base de tu columna vertebral e iremos subiendo de forma lenta, poco a poco. Con cada uno de los centros debemos respirar unas 7 veces. Esas respiraciones van a sumar en total 49 respiraciones que deben realizarse de forma lenta y sin llegar a precipitarnos, es decir sin forzar en ningún momento la respiración

Empezando desde abajo debemos intentar mentalizar a cada uno de los centros de un color amarillo casi semitransparente. Debemos imaginar en cada una de las respiraciones que este centro se va calmando y se va agrandando un poco vibrando de manera lenta. El centro de la energía no debe ser jamás más grande que la palma cerrada de tu propia mano. Así nos vamos imaginando cada uno de los centros subiendo lentamente hasta poder llegar a la coronilla.

Una vez que ya completamos esas 7 respiraciones con cada uno de los 7 Chakras, vamos a  proceder a hacer unas 7 respiraciones más. Y en cada una de estas respiraciones pensaremos en cada uno de los Chakras, siempre empezando de abajo hasta arriba. Vamos subiendo de forma lenta. Mientras nos encontramos repasando cada uno de los centro intentantos visualizarlos cada uno del mismo tamaño y del mismo color, siempre vibrando con una clase de energía que aunque es lenta es muy armónica. Esto es parte de activar los chakras.

Por ultimo reliazaremos tres respiraciones muy profundas en donde vamos a intentar visualizar a los Chakras en todo lo largo de nuestro cuerpo vibrando de una forma pareja en un color amarillo pálido. En estas 3 respiraciones lograremos visualizar a los centros en una forma conjunta e intentamos pensar en que cada uno de ellos, vibrando en forma igual que todos los demás.

La meditación para activar los 7 chakras.

Esta meditación puede realizarse después de haber alineado los Chakras. Se busca en este ejercicio que cada centro energético se logre activar, es decir que empiece a vibrar con mucha mayor intensidad. El procedimiento es muy parecido a la meditación anterior sólo que esta vez no estarás sentado, sino debemos mantenernos parados. Nos pondremos en el centro de una habitación que debe permaneces silenciosa y con una luz muy suave y tenue.

Procedemos luego a ubicar los pies algo separados entre sí, pero coincidiendo con el ancho de nuestros propios hombros. A continuación pasamos a respirar de forma profundamente y empezamos a llevar el cuerpo un poco hacia el frente y otro poco hacia atrás, es decir vamos  moviendo el cuerpo en algo parecido en un vaivén pero no mucho, con los pies muy fijos en el suelo inclinando solo un poco el torso, más o menos unos diez centímetros hacia el frente y unos diez centímetros hacia atrás. Mientras nos encontramos haciendo esto respiramos de forma profunda. Realizamos este vaivén  al menos unas 10 veces.

Después hacemos una pausa pequeña en la que vamos a cerrar nuestros ojos y pensamos en activar los chakras. Empezamos por el que se encuentra más abajo, es decir por el llamado Chakra Raíz. Respiramos de forma profunda y nos imaginamos que ese centro energético es una pequeña bola que brilla y empieza a girar en el sentido que lo hacen las agujas del reloj, primero este gira de forma lenta, luego lo hará en forma más rápida. Imaginamos como esta comienza a brillar y también a agrandarse.

Tenemos que respirar de forma profunda unas 5 veces e imaginar que con cada una de las inspiraciones el centro se va agrandando.

Debemos pensar que es una clase de plato pequeño, no más grande en tamaño que el puño de tu mano izquierda y que se encuentra girando destellando también en el sentido de las agujas del reloj.Luego de estas 5 respiraciones procederemos a pasar al Segundo Chakra y así vamos subiendo de manera muy lenta para activar los chakras y cada uno de sus centros. Podemos realizar una pausa y respirar un poco más libremente entre cada uno de los chakras. Cuando finalizamos y llegamos al centro de la coronilla pasamos a respirar un poco más rápido de lo que ya veníamos haciéndolo.

Realizamos 7 respiraciones, una para cada centro empezando esta vez de arriba hacia abajo y con cada una de las respiraciones nos imaginamos que al activar los Chakras, cada uno se enciende, como si tuviera una pequeña llama de fuego en su interior. No debe ser un fuego que sea muy potente sino que debemos imaginar solo una pequeña llama que sea de color rojo que va explotando y a su vez saca algunas chispas que hacen que el plato sea luminoso, y este se mueva girando de nuevo en el sentido de las agujas del reloj, un poco más.

A continuación podemos descansar respirando de forma pausada y después cuando ya estamos más calmados procedemos a movernos hacia el frente y hacia atrás como lo realizamos al principio. Por último inhalamos  por la nariz y sacamos el aire por nuestra boca levantando los brazos en cada una de las respiraciones. Hecho todo esto hemos finalizado de activar los chakras, los 7 centros de energía.

Seguramente ahora tendrás un poco más de sed que antes de empezar y debes proceder a tomar mucha agua. Con esta activación suele pasar que la energía comienza a circular mucho mejor y por lo tanto  hay un consumo en el cuerpo mayor del elemento fuego que es el que hemos utilizado justamente .

Si sientes que estás un poco excitado o acelerado, y esa excitación se intenta mantener por más de un día debes entonces proceder a efectuar la meditación para ayudar a alinear los Chakras que es la que te dimos anteriormente. De esta forma puedes emplear estas dos meditaciones de acuerdo a tus necesidades.Debes entonces evaluar, cuando sientas que tus Chakras están desalineados debes pasar a alinearlos y cuando sientas que se encuentran faltos de energía debes realizar la meditación para activar los chakras.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.